Oscar Wilde

Oscar Wilde, nació el 16 de octubre de 1854, en Dublín, Irlanda. Fue un escritor, poeta y dramaturgo, su sarcasmo social y su increíble ingenio lo hicieron famoso a nivel universal. Procede de una familia aristocrática, fue el segundo de tres hermanos.

Un joven con un rendimiento académico impresionante, inició sus estudios en Trinity College y culminó en Oxford. Periodo en cual aprovechó para estudiar los clásicos de la literatura griega, convirtiéndose así en todo en un experto en la materia; lo cual lo llevó a ganar diversos premios de la poesía clásica, entre ellos el Premio Newdigate de la poesía, el cual gozaba de gran prestigio en aquella época.

Se establece desde 1879 en Londres y dos años más adelante contrajo matrimonio y se hace padre de dos hijos. Es precisamente en aquellas tierras donde comienza a producir sus primeras obras, como: en 1890, la novela, El retrato de Dorian Gray y en teatro en 1892, El abanico de Lady Windermere; en 1894 Salomé, la cual fue censurada al reflejar allí personajes bíblicos.

En 1895, La importancia de llamarse Ernesto, divertida y graciosa comedia que en diversas ocasiones ha sido llevada al cine. Editó también, un escrito denominado, Woman’s World, una revista femenina durante los años 1887 a 1889.

oscar wilde

 

El derrumbe de su carrera

En 1895, su vida dio un giro inesperado y tanto a nivel personal, como en su carrera todo se viene abajo; pues es acusado de sodomía, por el padre de un gran amigo suyo, por tal razón, fue condenado a trabajos forzosos durante los próximos dos años de su vida.

El tiempo que duró en prisión lo dedico en gran parte a escribir una larga carta la cual se titula: De Profundis. Esta no se publicó de manera completa, sino después de su muerte en el año 1909.

Luego de salir de prisión se aleja totalmente de la sociedad, decide alejarse de Inglaterra y elige a Francia como su destino, Bernaval para ser más precisos y donde vive hasta que su esposa muere, en 1898.

Desde aquel entonces y con el nombre de Sebastián Melmoth, se dedicó a viajar por Europa, estableciéndose finalmente en Paris, lugar donde murió a sus 46 años, en noviembre de 1900.

 

3.5/5 (6 Opiniones)

Dejar un comentario

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar