Franz Liszt

Franz Ritter von Liszt, o mejor conocido como músico y director de orquesta, nació Franz Liszt en Raiding un pueblo de Austria, el 22 de octubre de 1811. Primogénito de María Anna Liszt y Adam Liszt, quien amaba la música y tocaba con gran destreza el violín, la guitarra y el piano; supo reconocer en su hijo su potencia musical, y a los siete años le da su primera clase de piano.

Hizo su primera presentación en público a los ocho años y a los nueve, hizo actuaciones en Sopron y Bratislava. Un niño prodigio del cual su padre siempre estaba orgulloso, por tal razón lo presentó frente a la Corte de la Casa de Esterházy.

Tuvo el honor de recibir clases con los mejores, entre los cuales están: Antonio Salieri y Karl Czerny. Franz debutó exitosamente el 1 de diciembre de 1822 en el Landständischer Saal, en la ciudad de Viena. En 1823 y 1824, publica; Variación sobre un vals de Diabelli, su primera composición.

Con el firme propósito de ingresar al Conservatorio Nacional Superior de Música y Danza, Liszt junto a su familia, viajan a París, pero desafortunadamente fue un deseo que no pudo hacerse realidad, pues allí solo ciudadanos de Francia, podían estudiar.  Viendo este intento frustrado, su padre decide continuar con la formación musical de Liszt personalmente.

Franz Liszt

Liszt compositor musical de gran envergadura

Petit Liszt, fue el apodo que recibió al realizar gran cantidad de conciertos durante su estadía en París. Allí también compuso algunas sonatas, música de cámara y conciertos. En 1824 unas pocas de estas composiciones fueron publicadas.

En 1824 compuso una ópera, la cual se estrenó un año después en la Académie Royale de Musique, con muy poco éxito. Sintiendo que caminaba por el lugar incorrecto, quiso dedicarse a la religiosidad y dejar de un lado la música, pero su padre lo animó a seguir su recorrido musical y no darse por vencido. En ese mismo año 1826, su padre muere de tifus, dejando un gran vacío en su alumno e hijo.

Liszt se reunió nuevamente con su madre en la capital francesa y a su vez, cayó en el vicio del alcohol y el cigarrillo; este era el escudo que utilizaba para sentirse seguro cuando impartía clases de piano y composición. Desarrolló también su visión romántica y gran fascinación por el violín, convirtiéndose en un experto del piano.

Transcribió muchas obras, entre las que destaca la Sinfonía fantástica de Berlioz y es en ese preciso momento cuando surge una relación sentimental con Marie d’Agoult, con quien tuvo dos hijos.

Una gira que posteriormente realizó por toda Europa, con gran éxito en cada recital de piano que ofreció. Con sus ingresos monetarios, realizó diversas obras de caridad; ayudó a la Escuela Nacional de Música de Hungría, financió el monumento en honor a Beethoven, entre otras.

Luego de componer y publicar Sonata en si menor, Poemas sinfónicos, Fantasía y fuga sobre el motivo BACH y tras la muerte de su s dos hijos, Liszt decidió retirarse al monasterio de la Virgen del Rosario.

Viajó por Weimar, Roma y Budapest desde 1869, posteriormente al caerse de las escaleras de un hotel en Weimar, sufre complicaciones con su salud, muriendo por neumonía el 31 de julio de 1886.

 

3.5/5 (6 Reviews)

¡Compártelo en tus redes sociales!
 

Dejar un comentario